ROMANCE III EN QUE DOÑA JIMENA PIDE DE NUEVO JUSTICIA AL REY

En Burgos está el buen rey asentado a su yantar, cuando la Jimena Gómez se le vino a querellar; cubierta paños de luto, tocas de negro cendal; las rodillas por el suelo, comenzara de fablar; —Con mancilla vivo, rey; con ella vive mi madre; cada día que amanece veo quien mató a mi padre caballero • Leggi tutto »



DINDIRINDÍN

Dindirindín dindirindín dirindaina, dindirindín. Yu me leve un bel maitín Matineta per la prata, Encontré lo ruiseñor Que cantaba so la rama Dindirindín. Dindirindín dindirindín dirindaina, dindirindín. Ruiseñor, le ruiseñor Faite-me aquesta embaixata Y dígalo a mon ami, Que yuya so maritata Dindirindín. Dindirindín dindirindín dirindaina, dindirindín.


Buen conde Fernán González, el rey envía por vos

—Buen conde Fernán González, el rey envía por vos, que vayades a las cortes que se hacen en León, que si vos allá vais, conde, daros han buen galardón: daros han a Palenzuela y a Palencia la mayor, daros han las nueve villas, con ellas a Carrión; daros han a Torquemada, la torre de Mormojón; • Leggi tutto »


Tres morillas me enamoran en Jaén

Tres morillas me enamoran en Jaén, Axa y Fátima y Marién. Tres morillas tan garridas iban a coger olivas, y hallábanlas cogidas en Jaén, Axa y Fátima y Marién. Y hallábanlas cogidas, y tornaban desmaídas y las colores perdidas en Jaén, Axa y Fátima y Marién. Tres moricas tan lozanas, tres moricas tan lozanas, iban • Leggi tutto »


Alfonso X – Santa María, estrella do día

Santa María, estrella do día, Móstranos vía Pera Deus et nos guía, Da onsadía que lles fazía Fazer folía mais, Que non devería. Ca veer faze los errados Que perder foran per pecados Entender de que mui colpados Son mais perdidos son perdoados.




San Juan de la Cruz – Super flumina Babylonis

Encima de las corrientes que en Babilonia hallava allí me senté llorando allí la tierra regava acordándome de ti ¡o Sión! a quien amava era dulce tu memoria, y con ella más llorava. Dexé los traxes de fiesta los de trabaxo tomava y colgué en los verdes sauzes la música que llevaba puniéndola en esperança • Leggi tutto »



San Juan de la Cruz – Glosa a lo divino.

Por toda la hermosura nunca yo me perderé, sino por un no sé qué que se alcança por ventura. I Sabor de bien que es finito lo más que puede llegar es cansar el apetito y estragar el paladar y assí por toda dulçura nunca yo me perderé sino por un no sé qué que • Leggi tutto »


San Juan de la Cruz – El Pastorcico

I Un pastorcico solo está penado ageno de plazer y de contento y en su pastora puesto el pensamiento y el pecho del amor muy lastimado. II No llora por averle amor llagado que no le pena verse así affligido aunque en el coraçón está herido mas llora por pensar que está olbidado. III Que • Leggi tutto »



San Juan de la Cruz – CÁNTICO

¿Adónde te escondiste, Amado, y me dexaste con gemido? Como el ciervo huyste haviéndome herido; salí tras ti clamando, y eras ydo. Pastores, los que fuerdes allá por las majadas al otero, si por ventura vierdes aquél que yo más quiero, decilde que adolezco, peno y muero. Buscando mis amores, yré por esos montes y • Leggi tutto »



San Juan de la Cruz – Canciones de el alma que se goza de aver llegado al alto estado de la perfectión, que es la unión con Dios, por el camino de la negación espiritual

En una noche escura con ansias en amores inflamada ¡o dichosa ventura! salí sin ser notada estando ya mi casa sosegada. ascuras y segura por la secreta escala, disfraçada, ¡o dichosa ventura! a escuras y en celada estando ya mi casa sosegada. En la noche dichosa en secreto que naide me veýa, ni yo mirava • Leggi tutto »



Luigi Pirandello – Sgombero

Squallida stanza a terreno. Un lettuccio su cui giace rigido, ma non ancora composto nel consueto atteggiamento dei morti, il cadavere d’un vecchio, con la barba messa da malato e i globi degli occhi stravolti, quasi trasparenti sotto le pàlpebre esili come veli di cipolla. Le braccia fuori delle coperte e le mani giunte sul • Leggi tutto »


Luigi Pirandello – I due giganti

Un antico muro scrostato – ma sí, lo vedo bene. E forse fu rosso cent’anni fa. Sferzato dalle pioggie alte invernali, argine ai polveroni turbinosi di tramontana, s’è fatto terroso, con appena una velatura sporca, tra le crepe, di quell’antica mano di rosso. E dove le vestigia slavate e ingiallite dell’intonaco sussistono, i luridi monelli • Leggi tutto »


Luigi Pirandello – Maestro amore

Perché l’accento oratorio, – seguitò il professor Vittorio Della Torre, dopo cena, prendendo sotto braccio il Pannelli, mentre il suo collega professor Taíti richiudeva la porta a vetri della trattoria, – l’accento oratorio, mio caro, è il respiro d’una lingua! Parlando una lingua straniera, se non ne possiedi l’accento oratorio, tu non puoi quasi tirar • Leggi tutto »