AMÉRICA/ARGENTINA – Que de la experiencia de la pandemia nazca una nueva forma de atender a los inmigrantes y refugiados

 127 total views,  1 views today

Buenos Aires – “Más de un año ha pasado desde el inicio de la crisis mundial producida por la pandemia del Covid-19 que ha afectado a toda la humanidad. Más de un año ha pasado desde que las personas más afectadas son aquellas en situación de vulnerabilidad como lo son las personas refugiadas y las personas migrantes, especialmente mujeres, niños, niñas y adolescentes” recuerda la Comisión Episcopal de Migrantes e Itinerantes de la Conferencia Episcopal Argentina que, con motivo del Día Mundial del Refugiado el 20 de junio, “quiere visibilizar la situación de millones de refugiados que se ven forzados a abandonar sus hogares y sus afectos, debido a los conflictos armados, a la violencia y a la persecución de los cuales son objeto en sus naciones de origen”.
En el mensaje, recibido en la Agencia Fides, se recuerda que al menos 79,5 millones de personas en todo el mundo se han visto obligadas a huir de sus hogares. Entre ellas hay casi 26 millones de personas en carácter de refugiados, de los cuales, más de la mitad son menores de 18 años. “La pandemia, que ha dejado al desnudo nuestra vulnerabilidad global, es una oportunidad para reinventar un modo nuevo de cuidado que nos lleve a cuidarlos como a ‘uno que me pertenece’” continua el texto. “Esto supone que nuestra colaboración/servicio a los refugiados sea conectar cada vez más con sus sueños y proyectos como personas. Es necesario que nuestras manos, nuestras comunidades eclesiales, nuestras sociedades se conviertan en la expresión sensible y concreta de acogida, hospitalidad, fraternidad”. Por último el mensaje invita a pedir a Dios, con la oración del Papa Francisco, por el amplio acceso de las personas refugiadas y migrantes a los derechos de salud, vivienda, educación y trabajo.
Los días 4 y 5 de junio se realizó de manera virtual el Encuentro Nacional de las Pastoral de Migrantes e Itinerantes, convocado por la misma Comisión Episcopal en la que participaron más de 100 delegados. E lp. Fabio Baggio, Subsecretario de la Sección Migrantes y Refugiados de la Santa Sede, reflexionó sobre el mensaje del Santo Padre para la Jornada Mundial del Migrante y Refugiado “Hacia un nosotros cada vez más grande”. A continuación el Prof. Marcelo Murua desarrollo un Taller sobre las Claves para conocer la encíclica de Papa Francisco, “Fratelli Tutti” a la luz de la pastoral de migrantes e itinerantes. Como cada año, se brindó el espacio para que cada delegación pastoral presentara el trabajo realizado durante el 2020, y las acciones que se llevan a cabo para brindar apoyo y acompañamiento a las personas migrantes e itinerantes durante la crisis provocada por el COVID-19. A lo largo de las distintas presentaciones, se pudo constatar y confirmar la constante generosidad de la Iglesia, que se desarrolla gracias a la entrega de tantos agentes de pastoral.

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *

Questo sito usa Akismet per ridurre lo spam. Scopri come i tuoi dati vengono elaborati.