ASIA/IRAK – Elecciones políticas: el Patriarcado Caldeo respalda el llamamiento al voto del Gran Ayatolá Al Sistani

 9 total views,  3 views today

Bagdad – Mientras los ciudadanos iraquíes se preparan para acudir a las urnas para elegir a los 329 miembros del nuevo Parlamento, el Patriarcado caldeo une su voz a la del Gran Ayatolá Ali al Sistani, que ya había subrayado la urgencia y la oportunidad de respetar la cita electoral prevista para el domingo 10 de octubre. En una declaración firmada por el patriarca caldeo Luis Raphael Sako, se hace referencia al anterior llamamiento del Gran Ayatolá chiíta, definiéndolo “el Guía Supremo”, que había instado a la población iraquí a una “participación consciente y responsable” en la votación, señalándola como “la forma más segura de dirigir el país hacia un futuro mejor”.
El mensaje firmado por el cardenal Sako señala las elecciones como una herramienta útil para intentar conseguir las reformas institucionales, políticas y administrativas reclamadas en los últimos años, también a través de masivas movilizaciones populares no violentas. “Invitamos a los votantes”, reza el comunicado del patriarcado, “a evaluar el comportamiento de los ex representantes que vuelven a presentarse a las elecciones y de los nuevos candidatos, para no dejarse engañar por promesas engañosas y no vender el país a los oportunistas y corruptos”.
Las elecciones parlamentarias se celebrarán en 83 circunscripciones pluri-nominativas. Una cuarta parte del total de 329 escaños está reservada a las mujeres, mientras que 9 escaños están reservados a las minorías .
Según las encuestas realizadas en el momento de la presentación de las listas, hay al menos 34 candidatos cristianos que se presentan a las elecciones . Las actividades de propaganda electoral de los candidatos cristianos se concentraron en las zonas donde la población cristiana está más arraigada, como la ciudad de Dohuk. A finales de julio , el Partido de los Hijos de los Dos Ríos , siglas políticas que agrupan a dirigentes y militantes de las comunidades cristianas de Irak, anunció oficialmente su intención de boicotear las elecciones parlamentarias del 10 de octubre.
“Las fuerzas políticas de Irak, entre las que nos encontramos -escriben los dirigentes de Beth Nahrain en un texto en el que justifican la drástica decisión aludiendo al poder abrumador de las milicias armadas y a las movilizaciones populares contra la corrupción en 2019-, habían exigido que las armas estuvieran exclusivamente en manos del Estado, que los asesinos de los manifestantes fueran llevados ante la justicia y que se abordara decididamente la cuestión de la lucha contra la corrupción”. “Desgraciadamente – añadieron los dirigentes de Beth Nahrain -, ninguna de estas demandas ha obtenido respuestas adecuadas, y es fácil prever que el proceso electoral se desarrollará también en condiciones que no garantizan la suficiente transparencia e imparcialidad”.
El sistema de “cuotas” actualmente en vigor, que reserva cinco escaños a los candidatos pertenecientes a las distintas comunidades cristianas, es acusado por diversos analistas críticos de no favorecer una adecuada representación política de los componentes cristianos, porque en su forma actual posibilita operaciones de manipulación electoral que ya en los últimos años han permitido a los grandes partidos asignar esos escaños a sus emisarios. Con motivo de las elecciones de 2018 -como también se recuerda en el comunicado de los dirigentes de Bet Nahrain- los principales partidos desviaron miles de votos de sus militantes para apoyar a los candidatos que les eran fieles y que competían por ganar uno de los cinco escaños reservados al componente cristiano.